Shank Prakshalana, limpieza profunda de intestinos

«Una de las llaves de la salud se encuentra en el intestino. El organismo se intoxica sistemáticamente, sin interrupción durante toda la vida. Ya sea por sustancias que le llegan del mundo exterior, con el alimento que no siempre es de muy buena calidad, por el aire insuficientemente puro, o a consecuencia de transgresiones de la dieta, y por sobre todo, por productos de la fermentación pútrida de los residuos de los alimentos en el intestino, en las dispepsias crónicas».

Limpieza Intestinos Agua, limón y Sal

Shank Prakshalana o Varisara, es un método muy efectivo de limpieza intestinal con agua, limón y sal, significa el “gesto de la concha”, porque el agua atraviesa el tubo digestivo como si fuera una simple concha, y es un ejercicio fundamental en la práctica yóguica. Es un excelente procedimiento de limpieza interna porque elimina las toxinas de los intestinos, esto evita un gran número de enfermedades y que se acelere el proceso de envejecimiento.

Una de las causas principales del envejecimiento y la senilidad son la acumulación de toxinas en el organismo debido a la autointoxicación. El organismo se envenena lentamente. La peor fuente de autointoxicación es el estreñimiento, que provoca que los venenos se filtren a través de las paredes intestinales, originando multitud de enfermedades.

La evacuación diaria no excluye que la mucosa pueda contener una costra de sedimentos, y provocar las mismas consecuencias del estreñimiento evidente. Estas fermentaciones pútridas difunden constantemente por el cuerpo toxinas, además de causar irritación en la mucosa intestinal, que puede causar varios tipos de cáncer, mucho más habituales en esta parte del cuerpo, en comparación con otros tipos de cáncer, y cada año aumenta el número de casos en Occidente.

El cáncer no es el único peligro, hay otras enfermedades directamente relacionadas con la autointoxicación intestinal. Estos son algunos de ellos:
Piel. Erupciones de distinta naturaleza.
Sistema nervioso. Insomnio, depresiones, irritabilidad, histeria.
Piernas. Ciática, estancaciones sanguíneas que desembocan en várices.
Bajo vientre. Diversas estancaciones sanguíneas, infecciones de los órganos genitales (útero, ovarios, trompas), desplazamiento del útero.
Colon. Hemorroides, cáncer.
Estómago. Pérdida del tono del estómago, prolapsos, úlceras, cáncer.
Riñones. Litiasis (cálculos), cólicos nefríticos.
Hígado. Congestiones hepáticas, cálculos en la vesícula, intoxicación de origen hepática.
Sangre. Anemia, modificaciones patológicas de la composición de la sangre (lo que influye en todas las células y órganos del cuerpo).
Apéndice. Apendicitis crónica o aguda.

El principal problema del estreñimiento por incrustación es que no hay órganos purificadores entre la membrana del colon y la circulación sanguínea. Este hecho genera que los venenos pasen directamente a la sangre y se repartan por todo el organismo antes de poder ser expulsados por los riñones, la piel o los pulmones. Imagínate los estragos que causa en tu cuerpo y los efectos en el envejecimiento. Muchos medicamentos se administran en forma de supositorio, porque penetran directamente al torrente sanguíneo debido a la alta permeabilidad de la pared del colon.

El sedentarismo es una de las principales causas del estreñimiento, el ejercicio y una buena alimentación pueden solucionarlo en muchos casos, pero es insuficiente para limpiar profundamente el colon. El método Shank Prakshalana es de una eficacia única porque además de limpiar el colon, elimina los sedimentos de todo el sistema digestivo, desde el estómago hasta el ano.

Beneficios de la limpieza de intestinos

El primer efecto benéfico es la eliminación total de los sedimentos incrustados en la mucosa del intestino grueso. Es increíble lo que puede acumularse en el intestino. Algunas personas aun teniendo la ilusión de no estar estreñidas se han sorprendido al encontrar restos como un hueso de cereza tragado muchos meses antes.

La mayoría de enfermedades tienen como causa las toxinas filtradas de los intestinos. La práctica de Shank Prakshalana elimina los sedimentos que se acumulan en el tubo digestivo. Los beneficios se manifiestan progresivamente en la frescura del aliento, en un mejor sueño, en la desaparición de erupciones en el rostro o en el cuerpo. Reduciendo el consumo de carne, también desaparecen los olores corporales, que pueden ser a veces muy fuertes. La transpiración se vuelve inodora, la tez se aclara.

La limpieza Varisara no sólo es eliminatoria, también es tónica. Estimula el hígado y las otras glándulas anexas al tubo digestivo, especialmente el páncreas. Parece que los islotes de Langerhans, situados en el páncreas, secretan más insulina bajo el efecto de la estimulación general de esta glándula. La limpieza del tubo digestivo ayuda a engordar a los más delgados y adelgazar a los que les sobran algunos kilos.

Esta limpieza es muy eficaz para completar el tratamiento de la oxiuriasis. Al ser evacuado todo el contenido del intestino, los gusanos y los huevos son arrastrados al exterior. Sin embargo, las vellosidades son tan numerosas que algún huevo puede escapar al tratamiento.

Contraindicaciones de Shank Prakshalana

Esta práctica tiene pocas contraindicaciones. Es necesario el estar sano y no tener ningún problema de salud.

Se abstendrán de hacerla las personas que sufren úlceras de estómago, afecciones agudas del tubo digestivo (disentería, diarrea, colitis pronunciada, apendicitis aguda o casos más extremos como tuberculosis intestinal o cáncer. Aunque no son contraindicaciones absolutas, pues en algunos casos supervisados estrictamente han ocasionado mejoras importantes.

También es aconsejable consultar aquellas personas que son delgadas, antes de comenzar a realizar la practica

Que necesitas?

  1. Estar dispuesta/o a estar un día relajado y con comiendo arroz con lentejas
  2. Agua de la mejor calidad, 2 litros
  3. Sal marina 2 cucharadas rasas
  4. 5 limones
  5. Termo 2 litros para mantener el agua templada
  6. Por si no evacuas, tener manzanilla para preparar una infusión y una pera para hacer un enema.
  7. Arroz blanco
  8. Lenteja roja
  9. Tiempo estimado de la práctica 60 a 90 minutos
  10. Antes de proceder a Shank Prakshalana, aprenda los ejercicios uno por uno, lo que es cuestión de pocos minutos, porque la complejidad no es sino, aparente. No tengas dudas y … ¡buena limpieza!

Cómo realizar Shank Prakshalana (limpieza intestinal con agua, limón y sal)

Antes de empezar debemos calentar aproximadamente dos litros de agua y añadir dos cucharadas rasas de sal marina fina y jugo de cinco limones colado. El agua debe estar salada para evitar que sea absorbida por osmosis a través de las mucosas y evacuada en forma de orina. Siempre se realiza en ayunas, por eso el momento más adecuado es por la mañana.

Guardar en un termo. Para que se mantenga caliente

El proceso completo te llevará aproximadamente unas horas, pero ten en cuenta que debes evitar ejercicios intensos el día que realices Shank Prakshalana, incluso yoga, así que asegúrate de hacerlo un día que puedas disponer de cierta tranquilidad.

Estos son los pasos que debes seguir para la purificación de intestinos:

a)  comenzamos
1. Beber dos vasos de esta agua con limón salada templada.(vasos de 200 ml)
2. Inmediatamente después ejecutar los ejercicios descritos al final de los pasos.
3. Esperar 10 minutos/ 15 minutos más o menos(acostarse poniendo la atención en el Hara (dos dedos por debajo del ombligo)

b) Repetir nuevamente los 3 pasos 
1. Beber dos vasos de esta agua con limón salada templada.(vasos de 200 ml)
2. Inmediatamente después ejecutar los ejercicios descritos al final de los pasos.
3. Esperar 10 minutos/ 15 minutos más o menos(acostarse poniendo la atención en el Hara (dos dedos por debajo del ombligo)

c) Repetir nuevamente los 3 pasos 
1. Beber dos vasos de esta agua con limón salada templada.(vasos de 200 ml)
2. Inmediatamente después ejecutar los ejercicios descritos al final de los pasos.
3. Esperar 10 minutos/ 15 minutos más o menos(acostarse poniendo la atención en el Hara (dos dedos por debajo del ombligo)

d) Al terminar de realizar estas 3 series y haber bebido 1200 ml. de agua. En este momento hay que ir al retrete. Si pasados cinco minutos no se ha evacuado, hay que repetir la serie de movimientos (sin beber más agua). Si extraordinariamente no se evacua pasados otros cinco minutos, se debe introducir un enema de medio litro (ideal infusión de manzanilla) para facilitar la primera evacuación.

Un consejo: después de cada ida al retrete y de haber utilizado el papel higiénico, enjuagar el ano con agua tibia, secarlo y lubricarlo eventualmente con aceite de oliva (u otro), a fin de prevenir una irritación producida por la sal. Algunas personas han sufrido esta molestia leve que es fácil de prevenir.

Una vez producida la primera evacuación, hay que seguir
e) Repetir nuevamente los 3 pasos 
1. Beber dos vasos de esta agua con limón salada templada.(vasos de 200 ml)
2. Inmediatamente después ejecutar los ejercicios descritos al final de los pasos.
3. Esperar 10 minutos/ 15 minutos más/menos (acostarse poniendo la atención en el Hara (dos dedos por debajo del ombligo)

f) Repetir nuevamente los 3 pasos 
1. Beber dos vasos de esta agua con limón salada templada.(vasos de 200 ml)
2. Inmediatamente después ejecutar los ejercicios descritos al final de los pasos.
3. Esperar 10 minutos/ 15 minutos más o menos(acostarse poniendo la atención en el Hara (dos dedos por debajo del ombligo)

Cuando el agua salga lo suficientemente clara o termines de tomar los dos litros hay que dejar de beber agua y esperar cuarenta minutos, máximo una hora para comer.

Hay que comer pasados cuarenta minutos y NUNCA más tarde de una hora después. No se debe dejar el conducto digestivo vacío durante más de una hora.

g) Comer Cocer arroz blanco (para que sea más digerible) con lentejas rojas, un poco de sal y un poco de aceite, una medida de arroz por 3 de lentejas roja. Se cuece todo junto, muy echo. Que sea digerible. Ese día después de realizar el ejercicio solo comer esto.

IMPORTANTE

Está prohibido beber leche o tomar yogur durante las 24 horas que siguen a la limpieza. Además están prohibidos durante el mismo periodo las comidas y bebidas ácidas, las frutas y las legumbres crudas. El pan y los quesos de consistencia dura o semidura (gruyer, edam) están permitidos en la segunda comida. No están consentidos los quesos blancos o fermentados como el brie o el camembert. Después de 24 horas volver al régimen habitual, pero evitando cualquier exceso de carne.

Ten en cuenta que la absorción de agua salada drenará por osmosis una parte de los líquidos del organismo hacia el tubo digestivo. Eso forma parte de la desintoxicación. Es totalmente normal tener mucha sed después de la limpieza.

No bebas ningún líquido hasta después de la primera comida, de lo contrario continuarías estimulando la expulsión de líquido por vía anal. Después de la primera comida puedes beber agua sin gas o infusiones livianas. Se prohíbe totalmente beber alcohol durante las 24 horas posteriores a esta práctica de sanación intestinal.

Es habitual que las deposiciones no aparezcan hasta las 24 o 36 horas después de la limpieza, y serán de color amarillo oro e inodoras.

 

Realizaremos esta operación 3 meses más tarde, y máximo 3 veces al año

Ejercicios de Shank Prakshalana

Para conducir el agua a través del tubo digestivo hasta el ano, basta con ejecutar los movimientos siguientes. Cada movimiento debe ser repetido cuatro veces a cada lado alternativamente, a un ritmo bastante rápido: la serie completa no ocupa más de un minuto aproximadamente.

Antes de proceder a Shank Prakshalana, aprenda los ejercicios uno por uno, lo que es cuestión de pocos minutos, porque la complejidad no es sino, aparente. No tenga dudas y … ¡buena limpieza!

PRIMER MOVIMIENTO

Posición de partida. De pie, los pies separados unos 30 cm más o menos, los dedos de las manos entrelazados, las palmas hacia arriba. Enderezar bien la espalda, respirar con normalidad.

limpieza colon movimiento1

Primer tiempo. Sin girar el tórax, inclinarlo primero hacia la izquierda y después, sin detenerse en la posición final, enderezarse e inclinarse inmediatamente hacia el otro lado.

 

Repetir cuatro veces este doble movimiento, o sea, ocho inclinaciones alternativamente a izquierda y derecha; en total ocupa 10 segundos aproximadamente.

 

Estos movimientos abren el píloro y a cada inclinación una parte del agua abandona el estómago hacia el duodeno y el intestino delgado.

 

SEGUNDO MOVIMIENTO

limpieza colon movimiento 2Este movimiento hace progresar el agua en el intestino delgado. La posición de partida es la misma, es decir, de pie y con los pies separados. Extender el brazo derecho horizontalmente y doblar el izquierdo hasta que el pulgar y el índice toquen la clavícula derecha. Efectuar después una rotación del tronco dirigiendo el brazo extendido hacia atrás, lo más lejos posible; mirar la punta de los dedos. No detenerse en esta posición, sino volver inmediatamente a la posición de partida y ejecutar después el movimiento hacia el otro lado. Este doble movimiento se repetirá cuatro veces. La duración total de los 4 x 2 movimientos es de 10 segundos.

 

TERCER MOVIMIENTO

limpieza colon movimiento 3

El agua va a avanzar por el intestino delgado gracias al siguiente movimiento. Efectuar la variante de la cobra representada en la figura. Solamente los dedos de los pies y las palmas tocan el suelo; por consiguiente, los muslos permanecen levantados y no tocan la esterilla. Los pies estan separados unos 30 cm aproximadamente (importante). Cuando se tenga la posición tomada, girar la cabeza, los hombros y el tronco hasta que pueda verse el talón opuesto (por lo tanto, si se comienza por la derecha, hay que mirar talón izquierdo). No inmovilizarse, volver inmediatamente a la posición de partida y reiniciar por el otro lado. Repetir cuatro veces este doble movimiento. La duración total es de 10 a 15 segundos.

 

CUARTO MOVIMIENTO

limpieza colon movimiento 4Llegada el agua al extremo del intestino delgado, debe ser conducida a través del colon gracias al cuarto y último movimiento, el más complicado de la serie, aunque esté al alcance de cualquier practicante, excepto de aquellas personas que sufran de la rodilla o del menisco. Estas personas recurrirán a la variante descrita al final.

Posición de partida:

  1. a) comenzar en cuclillas, los pies separados unos 30 cm aproximadamente, los talones colocados hacia el exterior de los muslos y no debajo de las nalgas; las manos se apoyan sobre las rodillas, separadas unos 50 cm;
  2. b) girar el tronco y colocar la rodilla izquierda en el suelo, delante del pie contrario. Las palmas empujan alternativamente el muslo derecho hacia el lado izquierdo y el izquierdo hacia el lado derecho, de manera que se comprima una mitad del vientre para hacer presión sobre el colon. Mirar hacia atrás para acentuar la torsión del tronco y hacer presión sobre el abdomen.

Así como para los ejercicios precedentes importaba poco comenzar por el lado izquierdo o por el derecho, para éste es preferible comprimir primero el lado derecho del abdomen para presionar el colon ascendente en primer lugar.

Como todos los precedentes, este doble movimiento debe ejecutarse cuatro veces. Su duración rotal es de 15 segundos.

 

VARIANTE CUARTO MOVIMIENTO

variante 4 movimiento

Si no puede realizarse el cuarto movimiento, se consigue un resultado semejante por medio de la variante utilizada en el Hospital Yóguico de Lonavla. Este movimiento deriva de ardha Matsyendrasana. El pie está simplemente colocado contra la cara interna del muslo y no pasa al otro lado. El hombro no se lleva más lejos posible hacia la rodilla doblada; por el contrario, el tronco está ligeramente inclinado hacia atrás. El brazo apoyado contra la rodilla doblada sirve de palanca para girar la columna y presionar el muslo contra el bajo vientre. El ejercicio no apunta a comprimir el vientre, por lo que la pierna doblada debe evitar tocar las costillas.

 

CONCLUSIÓN

La limpieza intestinal con agua y sal Shank Prakshalana es un maravilloso método de purificación, tonificación y sanación. El método también llamado Varisara elimina las toxinas del tubo digestivo, y sobre todo de los intestinos, evitando que terminen convirtiéndose en veneno, aumenten el número de enfermedades y aceleren el proceso de envejecimiento. Es muy importante seguir los pasos correctamente para beneficiarse de todos las ventajas. En caso de duda es mejor consultar con un instructor de Hatha Yoga o practicante de medicina ayurvédica.

Esta limpieza intestinal debería realizarse por lo menos a los 15 días volver a repetir la operación. Y así realizar esta operación durante cinco meses que son 10 veces. Cada año o dos años.

Es muy importante el comprobar que el organismo esta preparado para esta limpieza, personas de complexión delgada verlo bien antes de realizar estas prácticas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This