AIRE LIBRE | Para mí fueron unos días estupendos. Todo estaba bien y muy agradable. Yo no estoy acostumbrada a caminar mucho y al terminar cada caminata estaba cansada, pero a mi me gusta esa sensación de cansarme, y sobre todo la sensación de parar a comer un bocadillo y una fruta y disfrutarlo como nunca. Y que puedo decir de la ducha super caliente al llegar al hotel, o la cena riquísima al final del día…

 

Pero yo resaltaría sobre todo, la tranquilidad que da caminar por la montaña con un guía tan experto y además toda esa intención que pone en cada momento para que todas las personas, con nuestros diferentes ritmos, estemos a gusto, y al final este esfuerzo se ve reflejado en el buen ambiente del grupo.

Cristina Rodríguez Caldas Vigo 17/12/2018

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies